Prostatectomía Radical Robótica

La prostatectomía radical robótica es una técnica quirúrgica utilizada para tratar el cáncer de próstata. En este procedimiento se utiliza un sistema quirúrgico asistido por robot para extirpar la glándula prostática, así como cualquier tejido circundante que pueda estar afectado por el cáncer. Este enfoque combina la precisión de la cirugía robótica con la experiencia del cirujano para tratar el cáncer de próstata de manera efectiva.

Durante la prostatectomía radical robótica, el cirujano controla los instrumentos quirúrgicos desde una consola fuera del quirófano, mientras que un sistema robótico realiza los movimientos precisos dentro del cuerpo del paciente a través de pequeñas incisiones. La cámara de alta definición proporciona una visión detallada del área quirúrgica, permitiendo al cirujano realizar movimientos precisos y preservar los nervios cercanos a la próstata, ayudando así a preservar la función eréctil y controlar la vejiga después de la cirugía.

Prostatectomía Radical Laparoscópica

La prostatectomía radical robótica se realiza utilizando una técnica laparoscópica asistida por un robot, para realizar la cirugía a través de pequeñas incisiones en el abdomen.

La prostatectomía robótica ofrece varias ventajas sobre la prostatectomía laparoscópica tradicional, incluyendo una mayor magnificación y estabilidad de la imagen, lo que permite una mejor visualización de las estructuras anatómicas y una mayor precisión en la disección de los tejidos. Además, el sistema robótico puede reducir la fatiga del cirujano y mejorar la ergonomía durante la cirugía, logrando así mejores resultados.

Robot Da Vinci

Robot Da Vinci: sistema para la cirugía radical de próstata

El sistema quirúrgico utilizado para realizar la prostatectomía radical robótica, y que es uno de los más comunes en esta técnica, es conocido como el sistema Da Vinci.

El sistema da Vinci está diseñado para procedimientos quirúrgicos mínimamente invasivos, incluida la prostatectomía radical, utilizando tecnología robótica avanzada.

El sistema da Vinci consiste en una consola de control que el cirujano utiliza para manipular los instrumentos quirúrgicos, así como una torre de visión con una cámara de alta definición que brinda una imagen tridimensional de alta calidad del área quirúrgica. Los instrumentos quirúrgicos son manipulados por brazos robóticos controlados por el cirujano desde la consola.

El sistema Da Vinci permite una mayor precisión y control durante la cirugía, lo que puede resultar en menos pérdida de sangre, menos trauma para el paciente, una recuperación más rápida y una mejor preservación de las funciones urinarias y sexuales.

Ventajas de la Prostatectomía Radical Robótica

La prostatectomía radical robótica ofrece múltiples ventajas sobre otros métodos de tratamiento para el cáncer de próstata. Algunas de ellas son:

  • Mayor precisión: el sistema robótico le brinda al cirujano una mayor capacidad de maniobra y precisión durante la prostatectomía, permitiendo una disección más precisa de los tejidos y una mejor preservación de los nervios que controlan la función eréctil.
  • Visión tridimensional: El laparoscopio ofrece una visión de la zona quirúrgica en tres dimensiones, permitiendo una mejor visualización y comprensión de la anatomía.
  • Menor pérdida de sangre: La precisión del sistema robótico y la magnificación de la imagen ayudan a reducir la pérdida de sangre durante la cirugía, lo que lleva a una recuperación más rápida y menos necesidad de transfusiones sanguíneas.
  • Menor dolor postoperatorio: Las incisiones más pequeñas y la precisión de la cirugía tienen como consecuencia menos dolor después de la cirugía.
  • Estancia hospitalaria más corta: Los pacientes sometidos a prostatectomía radical robótica a menudo requieren menos días de hospitalización después de la intervención quirúrgica, lo que reduce los costos y el riesgo de complicaciones asociadas con una estancia hospitalaria prolongada.
  • Recuperación más rápida: muchos pacientes experimentan una recuperación más rápida después de la prostatectomía radical robótica en comparación con la cirugía abierta tradicional.
  • Menor riesgo de complicaciones: Con la prostatectomía robótica hay menor riesgo de complicaciones y daños a tejidos circundantes.

 

La prostatectomía radical robótica no es adecuada para todos los casos de cáncer de próstata, por lo que la decisión de someterse a este procedimiento debe ser debidamente evaluada por el médico y conversada con el paciente.